lunes, 19 de octubre de 2015

Maybelline Brow Satin Review

Hola mi gente,

diez días sin pasar por el blog a dejarles una entrada. ¡Es inconcebible! Disculpen la lejanía, estuve muy pero muy atareada estos días.

Quiero compartir hoy la reseña del dúo de Maybelline concebido para las cejas: Brow Satin -Smoothing Duo- que en principio no me llamaba la atención por su textura (ya que probé el lápiz en la tienda y me pareció muy duro), pero que finalmente me decidí a probar por su peculiar formato, algo no visto al menos por mí anteriormente.

Su peculiaridad: en un extremo nos ofrece un lápiz indicado para contornear y quizás empezar al rellenar la ceja y en el otro está dotado de una esponja cónica que consiste en unos polvos con color para rellenar y a la vez suavizar/difuminar este combo. 

El tono que elegí para mis cejas (por ser de cabellos marrones oscuros) es el más oscuro de los tres que ofrecen. En el lápiz me canso de buscar y no pone su nombre, sólo encuentro un número de referencia, que es el 26M6AN. 

Supongo que al ser el más oscuro que ofrecen hasta el día de hoy, se trata del Dark Brown. El que le precede es el Medium Brown.



La textura del lápiz a la primera parece dura y de pigmentación algo pobre. Pero no, mas bien al entrar en contacto con la piel del área a la que va dirigida, es muy normal y lo que logra en particular es que se fije el producto con mayor facilidad una vez aplicado, quiero decir que pigmenta lo suficientemente bien.

Me atrevería a afirmar que éste pigmenta mejor que otros lápices de cejas más cremosos y que al final terminan moviéndose de sitio.


En el puño, si lo pruebas, se nota bastante reseco, mas una vez usado en el área de las cejas, notas que sí te da un tono muy apreciable. Claro, esto dependerá siempre de tu tez y del tono que elijas.

De duración está muy bien, mas no puedo decir que aguanta horas y horas seguidas. Hay que empacarlo en el bolso o cosmetiquera para retocar durante la jornada, si estás fuera de casa.





Su precio ronda los 8 euros (Müller /Amazon Alemania.

A mí la verdad me llega como un lápiz de cejas muy convincente, que podría sustituir a otros de alta gama y éste en particular me recuerda al "Ebony" de Anastasia Beverly Hills (Brow Wiz).

La pega es que no traiga un cepillo para moldear bien las cejas pero, no podíamos exigirles un lápiz de tres cabezas para complacer nuestros más preciados deseos. 

La esponja de los polvos me parece además una excelente idea. Es muy precisa al aplicar, vale agregar como nota final.




Desde mi humilde parecer es un producto que vale la pena.   Es uno que se suma a mi lista de nuevos favoritos low cost.





Gracias por leerme. Espero esta reseña les sea de utilidad.

¡Feliz semana!